Un matrimonio en caos, un caso real

Shape Image One
Un matrimonio en caos, un caso real

Cuando un matrimonio es un caos ¿Qué puedes hacer? son muchas las preguntas que nos hacemos cuando esto sucede y son muchas parejas las que pasan por crisis, donde la palabra divorcio sale a relucir.

Un matrimonio en caos, un caso real, pues yo misma vivi un matrimonio en caos total y según mi experiencia, un matrimonio en caos es señal de egoismo, infidelidad, orgullo, heridas pasadas, etc.

Un matrimonio es caos, no solo perjudica a la pareja, también se involucran los hijos, amigos y la familia de ambos en general. Van opiniones de aqui para alla, consejos buenos y malos, acciones erradas, oraciones vacías, distancia y un sin fin de cosas que no hace más que alimentar el caos matrimonial.

¿Cómo se que mi matrimonio es un caos?

Esto no es muy dificil de reconocer, sencillamente cuando en una relación no hay paz ya es un caos. Pero como te comente anteriormente, existen razones por las que un matrimonio se covierte en un caos.

La principal causa de esto es la falta de perdon.

El no saber perdonar trae como consecuencias un sin fin de problemas, creemos que como estamos enamorados, nos casamos felices, seremos asi en todo momento,

El saber las heridas de nuestro conyugue e incluso, las de nosotras mismas antes de casarnos es muy importante y pocas veces nos preocupamos por indagar antes de decir SI y vamos al matrimonio con heridas pasadas sin sanar.

Cosas que se convierten en Heridas sin sanar

  • Problemas con nuestros padres
  • Maltrato familiar
  • Rechazo
  • Falta de paternidad
  • Ser hijos de padres divorciados
  • Malas experiencias amorosas con anteriores relaciones (amistad, noviazgo, familiares)
  • Diferencias congregacionales
  • Abusos de terceros
  • Etcetera.

Esta lista son acciones que en algún momento se viven y que causan daños en nuestra vida y si no las asumimos a tiempo, las arrastramos a nuestro matrimonio y causan problemas para superar las diferencias en la pareja.

No se cual de ellas viviste o si lo que has pasado no está en esa lista, pero si logras identificar alguna, recuerdas y causan en ti dolor, tristeza y culpa, ten por seguro que necesitas sanar.

Consecuencias en mi matrimonio en caos por la falta de perdón.

La falta de perdón generalmente no suele identificarse en la fase del noviazgo o si identificamos algo, solemos dejar pasar estas cosas con la excusa de “el o ella va a cambiar” u otras justificaciones.

Pero las consecuencias son las siguientes:

  • Orgullo
  • Rencor
  • Impaciencia o excesiva paciencia
  • Mal Caracter
  • Inseguridades
  • Depresión
  • Ansiedad

La falta de perdón nos lleva a ser duros con nosotras mismas y con los demás, muchas veces nos podemos volver perfeccionistas o inclusive muy despreocupadas, repercutiendo en nuestra vida a gran escala.

Lo que quiero que sepas es que debes identificar cada una de estas cosas en ti primero y evaluar también esto en tu esposo para entender la raíz del problema.

Mi matrimonio en caos, un caso real.

Mi matrimonio fue un caos total, mi esposo y yo veniamos de padres divorciados, en el caso de él, vivio maltrato, rechazo, peleas constantes, viniendo de una familia cristiana, sus padres de divorciaron sin ser restaurados.

En mi caso, mi padre un tiempo fué alcoholico y eso llevo a la relación de mis padres al divorcio, por un tiempo tuve un padre que economicamente suplia pero emocionalmente estuvo ausente, mis padres, gracias a Dios volvieron y aún permanecen juntos.

Entonces, esto llevó a mi esposo a ser un hombre inseguro, temeroso al rechazo, agresivo, impaciente, machista. No siempre fué asi, según mi parecer.

A mi me llevo a ser tolerante, sumisa, insegura, caprichosa, a ser conformista, a querer ser la esposa adnegada y comprensiva, la amiga incondicional.

¿Cuándo se convirtió en un caos?

Creo que se convirtió en un caos cuando las fallas realmente comenzaron a manifestarse, la infidelidad de mi esposo me arrebató la figura perfecta que yo tenía de él.

Sentí que mi mundo se derrumbaba y que algo en mi moría, literalmente fué asi. Ver de cerca lo humano y carnal de mi esposo fué aterrador al principio y no obstante tener que entender que mi humanidad reaccionaría de formas muy equivocadas también.

En este caso te hablo de mi, no puedo expresarme por mi esposo, pero se que como mujer es horrible pasar por esa situación.

Se convirtió en un caos total cuando mi esposo empezó a ver la aceptación de su madre más palpable, dejandome de lado, mi opinión ya no era importante, mis errores para el eran muchos y la figura de su madre se volvió su prioridad.

Eso también provocaron reacciones en mi, humanas, carnales, como es lo más natural de todo ser humano. Me dio ira, sentia dolor, rabia, impotencia.

Un caos total…

¿Cual fué la solución a mi matrimonio en caos?

El Divorcio… Si, la unica solución a mi osbtinada vida fué el divorcio, yo tomé la dura desición de divorciarme luego de varias reconciliaciones fallidas.

Dos años de separación que nos llevaron a mirar dentro de nosotros mismos, a ver a Dios más que las decepciones, esos dos años sirvieron para retomar nuestra relación con Dios, a mi esposo para sanar y mejorar su relación con su madre, a mi para aprender a perdonar.

Y como muchas de ustedes saben, luego de esos dos años, Dios permitió la restauración en nosotros.

¿Cómo recuperar mi matrimonio en caos?

Mis recomendaciones para ti hoy son las siguientes:

  • Recapitula toda la información necesaria para descubrir qué sentimientos estan actuando en ustedes que impiden una buena relación.
  • Ora por cada una de esas acciones para que sea revelado en ustedes.
  • Decide abandonar las conductas que los ha llevado hasta alli y se comprensiva.
  • Ora para que Dios te muestre qué debes cambiar al igual que a tu esposo (puedes descargar el E-book gratuito sobre “La oración efectiva” aqui)
  • Aprende a no tomarte las malas acciones de tu esposo personales
  • Habla sabiamente con tu esposo sin reprochar
  • Busca ayuda de ser necesario
  • Se más empatica y cambia el ambiente de tu hogar
  • Priorisa tu relación con Dios meditando en su palabra

Personalmente a mi me ayudó mucho a orar de forma sincera, dejando todos mis sentimientos en sus manos, pidiendo que me mostrara y sanara cada una de esas heridas que me impedian avanzar.

Sin duda, hoy puedo decirte que Dios obro en mi y en mi esposo que permitió una nueva reconciliación, donde ahora somos más maduros, más concientes, respetuosos y comprensivos.

Si, a veces tenemos diferencias y nos molestamos, pero eso no es motivo para volver a los mismos conflictos pasados, al contrario, son motivos para pensar el por qué Dios permitio que nuestra familia continúe unida.

¿Tu matrimonio esta convertido en un caos?

Mi oración para ti hoy

Padre amado, te pido por la mujer que está leyendo este artículo y te doy gracias por su vida y su matrimonio, te pido padre que ella encuentre paz en ti y ponga en ti todas sus preocupaciones, que así como me enseñaste de tu amor, ella pueda aprender a ver lo que tú eres capaz de hacer por ella. Señor, escucha el anhelo de su corazon y trae unidad en su familia, si esta pasando por momentos adversos en su matrimonio, que sienta tu consuelo y sea tu Espiritu Santo mostrandose a sus vidas pero sobre todo que puedan buscarte genuinamente y disfrutar tu amor.

Amén.

Si te gusta el contenido que compartimos para ti y deseas brindarnos tu colaboración para seguir llevando el mensaje a muchas mujeres, deja tu donativo en el siguiente boton.

4 Comments

  1. Hola me gusta mucho el articulo porque la verdad estoy pasando por un matrimonio similar donde siento que ya no puedo más necesito ayuda llevó luchando 15años e aguantan infinidad rechaso desprecio ciento que ya no puedo más necesito ayuda

  2. Hola, me gustó mucho el artículo, estoy pasando por una situación similar, la palabra divorcio ya apareció, eso me pone muy triste.
    Agradezco que personas como tú compartan su experiencia y nos recuerden que Dios siempre está presente y tiene un propósito para nosotros, porque a veces nos concentramos tanto en el dolor y la tristeza que nos olvidamos de entregar todos esos sentimientos a Dios.
    En mi caso particular ambos somos cristianos, me di cuenta que además, ambos estábamos o estamos un poco alejados de Dios y esto hizo que cada uno comenzará a caminar en sentido contrario.
    Gracias por el blog, te sigo desde el país de Chile, he encontrado mucho apoyo en tu página a pesar de la distancia geografía.
    Muchas bendiciones.

    1. Hola Daniela, gracias por tu comentario, me anima mucho a seguir. Lo más importante es que ya puedes identificar lo que está afectando tu matrimonio y ponerte en marcha para mejorar las cosas. Piensa que cada circunstancia quiere llevarte a madurar y dejará en ti una mujer de más fe y confianza en Dios. Gracias por estar aquí. Te mando un gran abrazo desde Ecuador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.