El buen equipo en tu matrimonio, ¿cómo lograrlo?

Shape Image One
El buen equipo en tu matrimonio, ¿cómo lograrlo?

Un buen equipo en tu matrimonio debería ser considerada como la herramienta para lograr ciertas metas y proyectos, la labor exitosa de un buen equipo en tu matrimonio se logra con compromiso y disposición. En la vida que llevas con tu esposo es fundamental consolidar un equipo de trabajo.

Puesto que ambos han aceptado transitar una vida en conjunto y es en esa unidad que deben caminar. Formar un buen equipo en tu matrimonio  puede ser un desafío sin embargo con mucha dedicación y algo de esfuerzo lo pueden alcanzar.

Son cada vez más los matrimonios que llegan a un punto de quiebre por el hecho de no saber cómo acompañarse mutuamente, cuando logras un buen equipo en tu matrimonio aceptas que el otro es un grandioso complemento para convivir.

Quizá en ocasiones uno de los dos puede intentar lidiar con todo, ya sea porque quiere demostrar su “potencial” o simplemente porque la ayuda que espera jamás llega.

La realidad es que en el matrimonio existen situaciones que deben ser resueltas por ambos y en conjunto. En este artículo te quiero hablar sobre la importancia de trabajar en equipo con tu esposo y  de algunas señales que indican si lo están logrando ¿Lista?

La necesidad de formar un buen equipo en el matrimonio                                  

Todo lo que esté bien edificado será muy difícil de derribar, lograr una relación estable y sólida con tu pareja implica un gran trabajo en equipo. Complementarse suena bien; pero en ocasiones puede resultar difícil diferenciar lo que debemos ceder y tomar del otro.

En la vida cristiana es sumamente importante trabajar en equipo, veamos que nos dice el apóstol Pablo en el siguiente versículo:

“Sobrellevad los unos las cargas de los otros” Gálatas 6:2

Aquí nos enseña sobre el acompañar al hermano, impulsarlo y comprender que su carga también  nos pertenece, y esto debería ser aplicado en tu hogar con tu esposo. Poder trabajar juntos llevando las cargas para que puedan volverse más livianas es una grandiosa manera de afrontar juntos las diversas tareas.

El buen equipo en tu matrimonio debe ser una necesidad a la cual hay que complacer  y aún más en tiempos agitados donde la mujer ya no se ocupa solamente  del hogar y de los niños como en tiempos pasados. La rutina se ha vuelto exigente demandando más organización.

Para esto debes tener la humildad de reconocer que hay ciertas áreas que tu esposo te complementará, esto no quiere decir que no eres buena para determinada tarea, simplemente que Dios te ha creado para ser de ayuda a tu esposo. No te ha dado toda la responsabilidad a ti, y ni a él, por esto es importante comprender la importancia del buen equipo en tu matrimonio.

Indicios que demuestran el buen equipo en tu matrimonio

  • Tienen el hábito de planificar sus actividades con anticipación
  • Lo consultan todo antes de tomar una decisión
  • Ambos buscan crecer en la fe
  • Colocan a Dios como prioridad en sus vidas
  • Dividen las tareas del hogar
  • Son cuidadosos con los ingresos económicos que generan
  • Resuelven todo a base del dialogo
  • Apoyan las metas que ambos tengan por separado
  • Tratan de integrarse en las actividades que le agrada al otro
  • Aceptan la individualidad
  • Disponen un tiempo para los dos (sin temas de trabajos, niños y demás tareas)
  • Siempre están dispuestos a aprender
  • De ninguna manera se dejan dominar por el orgullo
  • Respetan sus diferencias aun cuando no están de acuerdo
  • Intentan ser prudentes con sus palabras hasta en momentos de enojo
  • No dejan a terceros entrometerse con opiniones poco constructivas

Y el enunciado podría seguir pero si reconoces que al menos la mitad de la lista la llevas a cabo en tu relación ¡felicidades, son un muy buen equipo! Lograr ver que han llegado a formar un buen equipo en tu matrimonio es maravilloso y reconfortante.

El foco principal para formar un buen equipo en tu matrimonio

No existe un método mágico para que siempre logren estar de acuerdo, de hecho formar un buen equipo en el matrimonio no quiere decir que deban concordar en todo. Pero sí es importante que estén dispuestos y respetar la palabra del otro.

Es probable que en ocasiones sientas que fracasan a la hora de acompañarse en ciertas áreas y quizá les genere frustración. La buena noticia es que si ambos tienen la mirada en Cristo todo será más leve.

“Vengan a mí todos ustedes que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso” Mateo 11:28

Jesús debe ser el principal foco para lograr formar un exitoso y  buen equipo en tu matrimonio, en él hallaran calma y claridad.

Consejos para lograr trabajar en equipo con tu esposo

Si por alguna razón sientes que no consigues conectar con tu esposo para llevar adelante un orden en su rutina y llegar a consolidar un buen equipo en el matrimonio,  por aquí te dejo algunas pautas muy relevantes:

  • Ora y entrega todo al Altísimo
  • Medita a la luz de la Palabra de Dios
  • Ten paciencia
  • Descansa y espera en el Señor
  • Comienza por ti, organízate
  • No te sobrecargues
  • Prioriza lo más importante
  • Busca el momento indicado para tratar el tema con él

La clave es la mansedumbre

Me gusta mucho recordar lo bueno, manso y humilde que es Jesús. Y quiero animarte a que lo tengas presente en momentos de trabajar en equipo con tu esposo.

Sé que puede ser todo un reto pero la verdad es que necesitas comprender que no puedes con todo. El mundo en que nos toca vivir en la actualidad nos quiere hacer creer que estamos en  una posición de superioridad ante el hombre y sabemos que esto no es correcto.

Somos mujeres y fuimos creadas como “ayuda idónea” y eso es lo que hace al matrimonio tan especial. Debemos comprender que necesitamos de nuestros esposos y ellos de nosotras.

“Más bien, sean bondadosos y compasivos unos con otros, y perdónense mutuamente, así como Dios los perdonó a ustedes en Cristo.” Efesios 4:32

Para recordar

Ambos nacieron con propósitos y al unirse no solo deciden llevar adelante una vida juntos sino que ahora los planes de tu esposo también son tuyos y tus proyectos también le pertenecen.

Con mi esposo tenemos un pequeño lema que quiero compartir contigo, “esto funcionará o funcionará… así que hagamos que funcione” no tenemos otra opción. Todos los días nos levantamos decidiendo que el buen equipo que formamos debe funcionar, hay días buenos y no tan buenos, pero la realidad es que la voluntad y la disposición deben estar presente.

“Lo más importante de todo es que sigan demostrando profundo amor unos a otros, porque el amor cubre gran cantidad de pecados.” 1 Pedro 4:8

¡Que Dios bendiga tu matrimonio inmensamente!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.