Cómo evitar los celos en el matrimonio

Cómo evitar los celos en el matrimonio

Muchas chicas se preguntan cómo evitar los celos o cómo puedo dejar de ser celosa en su matrimonio.

Los celos en el matrimonio son una de las principales razones de quiebre en la relación, por lo que es fundamental que sepas cómo evitar que te controlen.

En el matrimonio debemos evitar a toda costa los celos dañinos, al contrario, deben fortalecer la relación para tener una buena relación, saludable y feliz.

Yo defino algunos tipos de Celos cómo:

Celos justificados.

Son los celos que uno como mujer siente cuando alguna chica quiere coquetear con nuestro esposo o cuando él hace algo inadecuado con otra chica y eso nos cause incomodidad.

Celos injustificados.

Es cuando tu esposo no te ha dado motivos para desconfiar de él y aún así lo celas sin motivo alguno.

Celos psicópatas:

Este diría que es una mezcla de los dos anteriores, pero en mayor proporción, es cuando por cualquier motivo, razón o circunstancia te inventas películas que no existen.

Revisas su celular en busca de pruebas, te molesta que hable con alguna amiga, la hermana, la prima o hasta con su mamá, lo vigilas y revisas sus conexiones en redes sociales, en fin, no tienes paz buscando motivos para discutir por todo.

Sea cual sea en el que te hayas identificado, ninguno de ellos está bien, aunque yo creo que todas sentimos algo de celos en ciertos momentos y estamos alerta ante todo, digamos que es normal, lo que no es normal es dejarnos dominar por los celos y crear caos.

Lo que quiero que sepas y entiendas es que cuando eres celosa solo muestras tu falta de seguridad y autoestima.

Gaby

No necesitas estar buscando pruebas de infidelidad o cualquier motivo para de nuevo entrar en la zona victimaria para ganar la atención de tu pareja.

Este tema va con casada o a las que están en un noviazgo.

Leí en un artículo, lo siguiente

“Los celos son uno de los fenómenos más dañinos que se pueden experimentar en una relación amorosa. Y aunque en mayor o menor medida muchas personas pueden llegar a sentir celos, existe una diferencia entre lo que se considera normal y lo que se considera patológico. Las relaciones de pareja pueden ser complicadas, pero los celos, sin duda, contribuyen a que éstas se deterioren y se degraden.

El comportamiento celoso sale a relucir debido a las creencias poco realistas y la inseguridad que tiene la persona, y suele ocasionar pensamientos obsesivos que para nada son saludables. Es un problema de pareja que muchas veces no se supera y, casos extremos, debe ser tratado por un profesional, ya que los celos marcados suelen ser causa de una baja autoestima, una personalidad paranoide o un carácter posesivo, entre otros motivos.”

Puedo decir también que los celos es el miedo de perder a nuestro amor y que otra persona le dé mucho más de lo que nosotras le damos a él.

Cómo dejar de ser una persona celosa

Los celos causan muchas incomodidades en la pareja y si crees que estas actuando de forma celosa y se ha visto afectada tu relación es mejor que desde ya hagas un stop a eso, para ello te recomiendo lo siguiente:

Reconoce que estas siendo celosa:

Todo principio para cambiar una situación es reconocer nuestras fallas, en este caso debes reconocer que eres muy celosa. Nunca es fácil hacer una auto critica pero se hace necesario cuando queremos mejorar como persona y en nuestra relación de pareja.

Comienza a orar:

Orar te ayudará a conectarte con el Señor, pídele que te de paz y te muestra el motivo de tus celos y te ayude a trabajar en ellos.

Transforma tu manera de pensar:

Si eres celosa quiere decir que tus pensamientos te están jugando en contra ¿Por qué? Porque eres insegura contigo misma, no has desarrollado buena autoestima y te dejas llevar por los sentimientos como el miedo. Tienes que poner de tu parte.

Descubre los celos

Es necesario que descubras los momentos donde los celos aparecen. Ellos se presentan en cualquier momento sobre todo cuando tu esposo sale con sus amigos o se queda más tiempo en el trabajo o habla por mucho tiempo con alguien que no sabes quién es.

Necesitas averiguar el motivo por el que actúas con tanta desconfianza, indaga en momentos de tu niñez y si es porque tu pareja ya te fue infiel, piensa el por qué lo “perdonaste” y para que sigues con él.

Una vez más, insisto, eso tiene que ver con el miedo y la inseguridad.

Sé realista contigo misma:

Cuando te invadan esos pensamientos, piensa las veces que tu pareja te ha demostrado su amor y qué pruebas tienes para acusarlo. Se que también, muchas chicas han tenido grandes motivos para desconfiar, pero aun así insisto, no puedes seguir así, hay que cambiar.

Ocuparte de ti:

Como mencioné antes, los celos son la causa de la baja autoestima y la inseguridad ó puede que sufras de una gran dependencia emocional y miedo al abandono. Es por eso que necesitas ocuparte de ti, de tu salud física, mental y sobre todo la espiritual.

Aprende a confiar:

Una relación exitosa se basa en el respeto, la confianza y la empatía mutua. Confía en tu esposo, respetando sus deseos, amistades, confiando en sus valores y principios y siendo empática, porque no creo que te guste que desconfíen de ti así como puedes estar desconfiando de él.

Piensa en los momentos bellos de tu relación:

No opaques la buena relación que llevas o el amor de tu esposo por los momentos de desagrado, siempre hay motivos para ser felices y dejar a un lado el dolor y los sentimientos contrarios a la felicidad. Si siguen juntos es porque tienen un gran motivo para estar unidos.

Sana tu corazón:

Una vez que hayas detectado tus fallas o por qué has actuado de manera celosa, debes sanar cada una de esas grietas con la oración y la meditación de la palabra, la comunión con Dios te ayudará a entenderlo.

Comunícate mejor con tu esposo:

La comunicación es esencial para tener una relación estable y duradera.

Lee mi articulo sobre “La Comunicación efectiva en el matrimonio”

Los celos en la pareja no te darán nada bueno y la biblia nos relata historias de personas que por causa de sus celos sufrieron mucho y cometieron muchas aberraciones. Como es la historia de Cain, matando a su hermano Abel por haber agradado a Dios con su ofrenda. Así como el caso de Sarah que no soportaba ver a su esposo feliz con el hijo que le dió su sierva Agar, luego de que ella misma lo aprobara por no poder darle hijos a su esposo.

Medita en el siguiente pasaje:

14 Pero si ustedes lo hacen todo por envidia o por celos, vivirán tristes y amargados; no tendrán nada de qué sentirse orgullosos, y faltarán a la verdad.

15 Porque esa sabiduría no viene de Dios, sino que es de este mundo y del demonio, 16 y produce celos, peleas, problemas y todo tipo de maldad.

Santiago 3:14-16

Los celos, peleas, problemas y todo tipo de maldad no viene de la sabiduria de Dios.

Por eso te animo con todo mi corazon que pongas en practica estas recomendaciones y sepas cómo evitar los celos.

Mi experiencia

Desde mi noviazgo siempre tuve motivos o circunstancias donde los celos venían a mí. Aunque siempre fui un poco más discreta, trataba de evadir esos celos y el momento. Cuando me casé, me sentía muy segura con mi esposo, lo admiraba muchísimo.

Cuando me preguntaban “¿Y nunca te ha sido infiel?” yo respondía con mucha seguridad que no, pero empecé a notar cambios, el trato no era el mismo, había más críticas hacia mí, todo lo hacía mal hasta que comencé a dudar, desconfiar y a buscar los motivos.

Si, fue infiel y sufrí mucho, mi autoestima se fue al piso, supe todo y más de lo que debía saber y tomé acción de forma errónea, discutí con todo el mundo, me deprimí en gran manera, tanto así que me costó un año en mi carrera universitaria.

Un día decidimos volver, pero las grietas estaban ahí, le sacaba su error cada vez que me decía algo que no me gustaba y vivíamos en una eterna pelea, sin duda no había perdonado nada de lo que había pasado y no sabía canalizar tanto sufrimiento.

Fue cuando entendí que mi esposo no era mi Dios y que yo debía amarme, conectarme con Dios de forma sincera, sin ser la victima de la historia y tomé acción para recuperar mi alegría, mi autoestima y mi seguridad.

Siempre tengo presente que Dios no me ha dado un espíritu de temor sino de amor, poder y dominio propio.

Estuvimos 2 años separados, ahora, luego de reconciliamos y ser restaurados por Dios, tengo paz, si me vuelve a fallar ya no sufriré, no siento miedo al abandono y me siento segura, obviamente él ha cambiado mucho y me da la seguridad que merezco. ¿Revisar su celular? No es necesario. Hemos cultivado el respeto, la confianza y la amistad.

Quiero que sepas algo que me pasó en ese tiempo:

El Señor me habló a través de un sueño donde escuche la voz de alguien (pienso que era el) donde me dijo:

“De todas las cosas que he creado, tu eres única y especial, No te menosprecies”

No creo que esto sea conmigo nada más, sino que así nos ve el Señor y así te ve a ti.

No te menosprecies, no te sientas menos, eres UNICA y ESPECIAL. Dos te valora tal y como eres, eres hermosa, talentosa y con muchas virtudes.

No permitas que los celos te roben la paz.

Le pido a Dios que hoy puedas renunciar a todo lo que te roba la paz, que entregues los celos y todo pensamiento contrario a la paz de Dios en sus manos. Todo sentimiento de abandono, falta de perdón, miedo a la soledad, miedo al rechazo, el desamor, la baja autoestima sean desechados de tu vida por medio de su Espíritu Santo. Que hoy puedas reconocer cada uno de esos pensamientos y ponerte a la brecha para vivir una vida equilibrada, seas sanada y restaurada por su gracia y su favor.

En el nombre de Jesús, amen


Si necesitas consejería, ingresa en el siguiente botón.

Si deseas comunicarte conmigo llena el siguiente formulario de contacto.

Bendiciones para ti y tu matrimonio.

Comparte este articulo con alguna amiga y déjame saber en los comentarios si te ha gustado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

catorce − cuatro =

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.